Más de una decena de colectivos han constituido en Málaga la Plataforma Málaga Sede de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) con el objetivo de reforzar la candidatura de la ciudad ante el futuro traslado de este importante organismo que la Unión Europea tiene actualmente en Londres. Esta plataforma nace con el convencimiento de que la capital malagueña cuenta con todos los requisitos necesarios para albergar esta institución.

En la primera reunión, celebrada hace unos días en la sede del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Málaga, se aprobó trasladar a los representantes políticos de la provincia de Málaga la necesidad de que apoyen, en instancias más elevadas como el Parlamento de Andalucía o el Congreso de los Diputados, la candidatura de Málaga frente a otras opciones.

En este encuentro estuvieron presentes representantes de los colegios profesionales de Médicos, Logopedas, Farmacéuticos, Fisioterapeutas, Ópticos–Optometristas y Psicólogos, todos ellos integrados en UPROSAMA (Unión Profesional Sanitaria de Málaga). También asistió el presidente -junto a representantes- de la Asociación Andaluza de Derecho Sanitario, el presidente –junto a representantes- de la Academia Malagueña de Ciencia, el presidente de Cofaran-Bidafarma, el decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Málaga, el presidente del Club de Opinión Farmacéutico Malagueño, el jefe de servicio de Oncología del Hospital Clínico, el director de la Cátedra de Economía de la Salud de la Universidad de Málaga, representantes del Consejo de Gobierno de Universidad de Málaga y de la Fundación General de la Universidad de Málaga.

Las organizaciones, instituciones y colectivos que inicialmente han conformado la Plataforma Málaga Sede de la Agencia Europea del Medicamento coinciden en que, pese a las preferencias del Gobierno por la candidatura de Barcelona, aún se puede hacer ver al Ejecutivo que la candidatura de Málaga es la más idónea para albergar la EMA. Para ello, esta organización abre las puertas a aquellos colectivos que deseen sumarse a la misma con el objeto de presentar una propuesta que cuente con el mayor número de apoyos desde todos los ámbitos de la sociedad.

La Agencia Europea del Medicamento se creó en 1995 por la Unión Europea. En la actualidad cuenta con unos 900 funcionarios y organiza eventos que atraen a más de 36.000 personas anuales a su centro de acción. Entre sus funciones figuran la aprobación, el control y la seguridad de los medicamentos, así como la coordinación y colaboración de innovación e investigación junto a la industria farmacéutica.